Organizarse para el éxito

¿Te estas preparando para el éxito financiero o el fracaso financiero?¿Qué clase de pregunta es esa? Bueno, solía pensar lo mismo, y luego me di cuenta que este no era el caso. Siempre he sido buena preparándome para el “Por si acaso”. Tengo un fondo de emergencia, para los pagos de hipotecas, y varios “planes B” para cualquier cosa, siendo el objetivo principal de éstas,  prepararte para el fracaso, no para el éxito.

Ahora tengo algunas preguntas para ti: ¿Qué tanto te gustaría hacer crecer tu negocio este año? ¿Qué necesitas para prepararte antes de llegar allí? ¿Necesitarías más personal? ¿Un mejor servidor de correo electrónico? ¿Crees que prefieres crecer primero y prepararte después? O, como muchas personas que conozco, ¿Preferirías mantener pequeño tu negocio o práctica financiera de manera que puedas controlarlo todo?.

¿Cuánto podrías hacer crecer tu negocio si usaras ese tiempo para crecer y obtener nuevos clientes? ¿Cuánto tiempo te gustaría pasar con tu familia ( y no con tu familia cerca y tú al teléfono, totalmente ausente y estresado porque los niños están jugando) y esta parte es crucial. O ¿tendrás un buen trabajo por cuenta propia y no un negocio, ni una vida?  En el siguiente artículo conoce cómo puedes hacer para prepararte para el éxito financiero. 

¿Qué es el éxito financiero?

El objetivo común que todas las personas tienen al administrar el dinero es el éxito financiero. Pero ¿qué significa eso? La definición del diccionario de éxito es ” la terminación favorable o próspera de intentos o esfuerzos “. Agregar el adjetivo “financiero” significa resultados positivos relacionados con dinero. Hay muchas formas de medir los resultados monetarios. Por ejemplo: La reducción de deudas, tu ahorros y más. 

¿Cómo prepararse para el éxito financiero?

Sé muy claro en lo que te gusta hacer

Se claro sobre lo que te gusta y en lo que es fácil de hacer para ti, que creas que cualquiera pueda hacerlo. No en lo que necesitas hacer, no en lo que más te preocupa. Lo más probable es que esas cosas sean las que te darán más dinero y éxito.

¿Quién es mejor que tú? y ¿Cómo puedes incluirlos en tu negocio? Y no tienes que tener un gran personal de antemano. Pero tal vez tengas a un amigo que le encanta hablar con la gente y compartirá todo lo que haces por puro placer. O puedes conseguir a un pasante que sea increíble en redes sociales y pueda darte a conocer a ti y a tu negocio en un instante.

Estar dispuesto al cambio

No se trata de fingirlo hasta que lo logres o de trabajar duro. Se trata de trabajar de forma inteligente. Si algo no está funcionando, pregúntate: ¿Qué tengo que agregar? ¿Qué tengo que cambiar? Y luego hacerlo. Y una loca propuesta: pregunta a tu negocio ¿Qué necesita? Si supieras lo que necesita tu negocio. ¿Qué sería? Disponte a ser raro y pruébalo. Podrías sorprenderte.

Párate sobre los hombros de gigantes

Encuentra gente que te inspire. Aquellos que sean geniales en algo que quieras explorar. Llévalos a tomar una copa y ¡hazle preguntas! Muchas personas estarán emocionadas de contarte sobre sus experiencias al crear un negocio, qué ha funcionado más para ellos y qué no, y luego prueba esas ideas.

Reconoce cuándo obtienes lo que pediste y pide más

Solía pensar que quería ganar una cantidad específica de dinero, y de repente mi negocio se estancó. Comencé a enloquecer tratando de averiguar qué estaba pasando, y me di cuenta que ya estaba ganando el dinero que esperaba. Luego pedí más y comencé a generar otra vez.

Se amable contigo mismo

Si no obtienes el resultado que esperas de lo que escogiste. No pienses en eso como un fracaso. Y sobre todo, no te juzgues o te critiques. Pregunta cuál fue la decisión que creo ese resultado y escoge algo diferente. Elige de nuevo.

Entonces, por favor considera todos estos temas y pregúntate, ¿Cómo sería una vida exitosa para ti? ¿Y cómo tu negocio encajaría en ello? ¿Estás dispuesto a ser tan exitoso que la gente piense que solo eres muy suertudo?

Facebook Comments